Cargando...
"Hay mucho más que debería conocerse de España en Perú y viceversa"

"Hay mucho más que debería conocerse de España en Perú y viceversa"

Entrevista a Indira Huilca | Socióloga y excongresista

29 octubre 2021

Pregunta: Usted ha desempeñado cargos en comisiones que tratan materias de género y trabajo. ¿Qué lectura hace de la situación de la mujer en Perú? ¿Ha habido cambios en los últimos años?

Respuesta: Tenemos algunos retos por delante. Hubo avances en las últimas décadas a nivel legal e institucional, reconociéndose los derechos de las mujeres sobre todo a nivel de instituciones que abordaban estas problemáticas de manera directa. En lo que sí ha habido dificultadas es en que esos derechos y normas que reconocían se llevaran a la práctica. Lamentablemente hay una brecha, por tanto entre la normalidad y la realidad y que lamentablemente genera mucha incidencia en la violencia de género.


P: La Fundación Consejo España-Perú busca fortalecer los vínculos económicos, políticos y sociales entre ambos países ¿Qué podrían aprender ambos países el uno del otro en materia de género?

R: Muchísimo. Hay situaciones que son comunes a las mujeres en todo el mundo como la violencia, la reafirmación de su liderazgo y protagonismo en la sociedad. Son cambios propios de la época y todos parten de lo que está ocurriendo.

La capacidad de los países y los gobiernos es diferente. He podido estos días observar cuánto se ha podido avanzar en España en políticas de igualdad. En nuestro caso, entendiendo que hay puntos en común, también existen miradas diferentes, contextos, y una dificultad muy grande sobre cuánto entienden las autoridades peruanas la raíz de las problemáticas que sufren las mujeres. 

No hay todavía una comprensión cabal de cuál es el origen de esa discriminación y creo que eso sí que es algo que se puede compartir.


P: La colaboración entre los sectores público y privado es otra de las señas de identidad de la Fundación ¿De qué manera esa colaboración puede ayudar al progreso de un país?

R: Es muy importante. La relación entre Perú y España siempre se pone énfasis en la importancia de las inversiones que hace España, y en Perú cuando hablamos de sector privado en España, hablamos de toda una comunidad muy grande. 

Pero más allá de eso, que son datos grandes y generales, creo que no llega de manera masiva al conocimiento público la relación muy fluida que existe. De esa manera no se llega a saber qué es lo que hacen las grandes empresas en contribuir socialmente o repensar su rol en países como Perú. 

Eso creo que ha sido importante en este viaje y también mirar de qué manera se rediseñan a sí mismas esas empresas como agentes económicos del Perú.


P: Con el nuevo Gobierno de Pedro Castillo ¿Qué oportunidades se ofrecen de cara al futuro y cómo podrían aprovecharse?

R: Yo creo que muchas. Este gobierno, que ha emergido de una situación muy complicada para el país, de muchas maneras está tratando de canalizar expectativas de sectores excluidos en el Perú. A veces pensamos que podemos únicamente crear lazos entre quienes tienen la posibilidad de ejercer una voz y algún tipo de acción más afirmativa, pro hay muchos sectores excluidos que no han tenido quizás la posibilidad de expresarse en esa relación, y creo que el Gobierno ahora tiene una tarea en ese aspecto.

Supongo que ese va a ser uno de los mensajes que llevará también en su relación con otros países. Cómo el acercamiento de Perú al mundo incluye a estos sectores del Perú que no han estado tan presentes.


P: Se define como de izquierdas, socialista y feminista. ¿Desde esa perspectiva, qué retos enfrenta su país y qué consensos necesita?

R: Creo que uno de los retos más importantes es esta necesidad de cambios que generen inclusión que lamentablemente siendo mayoritarios siempre han estado fuera de las políticas de gobierno. Es importante cómo también desde esta dinámica más inclusiva se puede contar la situación de nuestra democracia, que es aún un poco débil. Hay una preocupación por conservarla y fortalecerla, hace apenas 20 años que recuperamos y no está siendo sencillo llegar a algunos acuerdos.

Pero algo que preocupa más, más allá de los acuerdos políticos, es que la sociedad misma sienta que es una necesidad, que tenga sentido para las mayorías. Estos son algunos de los retos más importantes que tiene la sociedad en mi perspectiva.


P: ¿Cómo se ve España en Perú, cree que las relaciones entre ambos países deberían ser más estrechas?

R: Sí, se ve y se conoce muy poco. Algo que me ha sorprendido estos días es la cantidad de vínculos que hay hoy, en el presente, y creo que estamos haciendo mal en simplificar situaciones que a veces son más complejas con respecto a la historia de ambos países.

De esa manera cosas que deberían ser parte del debate público terminan siendo solamente titulares, y eso puede ser muy nocivo, la simplificación de temas complejos con un objetivo que no es necesariamente el diálogo. 

Hay mucho que debería conocerse de España en Perú y viceversa. Hay muchas cosas en las que habrá puntos de vista discrepantes y también puntos de vista que no son unánimes y creo que habría que tratar de que haya canales más adecuados de intercambios, ya que creo que no los ha habido necesariamente en los últimos tiempos.


P: ¿Qué proyectos e iniciativas de las que ha conocido en el Programa Líderes le ha parecido más interesante?

R: Muchas, pero algo que me agrada de lo que hemos hablado aquí, es la necesidad de pensar dinámicas desde el sector privado de producción de energías sostenibles. 

Se ha puesto mucho énfasis desde las empresas en España en ese tema y en Perú aun no algo de lo que se hable. Somos un país con recursos naturales muy diversos pero que también implican un riesgo mayor en un contexto de crisis climática, y eso no se ha tocado mucho, sobre cómo pasar a un sistema basado en la producción de energías limpias y renovables. 

Ojalá que también el sector privado le empiece a dar la importancia que debe para que también se hable a nivel social como una cuestión mucho más cercana.